lunes, 27 de julio de 2009

Aliviando el picor de mi hijo


(Cuentos de Papá a la hora de dormir - tomo 2)


Mi polla aún palpitaba después de salir del dormitorio de Ronnie. Yo había escuchado lloriquear a mi hijo y cuando fui a investigar, me encontré con un chicho muy caliente. Aún no creo que me haya comido su culo y le haya mamado la polla. El sabor de su culo y de su leche aún permanecen en mi lengua. Quizás haya sido un sueño.

Antes de regresar a la cama con mi esposa, me cepillé los dientes, como hago siempre al ir a la habitación, sin embargo, en el camino de regreso, me di cuenta de que lo que había ocurrido no era un sueño. Fue agradable volver a tener recuerdos de los tiempos que había compartido con mi padre.

Al día siguiente tuve que trabajar en turnos alternos, así que no llegué a casa hasta después de la medianoche. La casa estaba ya muy tranquila y todos estaban en la cama. Me desnudé en el lavadero, dejando mi ropa en el cesto y fui escaleras arriba. Cuando pasé por la habitación de Ronnie me detuve. Puse mi oido en su puerta y escuché para ver si estaba despierto. No hubo ningún ruido.

Coménzé a pensar en el sabor de su culo y en la forma en que sentí su dura polla en mi boca y en lo maravilloso que fue correrme en su garganta. Mi polla ardía y me empalmé.

Sin hacer el más leve ruido, giré el pomo de su puerta, empujando abrí la puerta y entré en su habitación. Había una brillante luna que llenaba la habitación de mi hijo con una suave luz azul. Caminé hasta su cama y me arrodillé a su lado. El se ha convertido en un hermoso y atractivo joven. Su deporte favorito es la lucha libre lo que le ha proporcionado unos hombros y brazos firmes.

Yo retiré sus sábanas para ver más su energético cuerpo. El se agitó y parpadeó. Le miré y veía como el abrió sus ojos. Cuando me vio junto a él sonrió.

¿Como esta tu culo esta noche, Ronnie? ¿Aún te escuece? pregunté
Un poco, murmuró

Mejor voy a echar un vistazo, le dije

Cuando saqué las sábanas, rodó sobre su vientre, separó los muslos y levantó su trasero para mi. Me subí a la cama y coloqué mis manos en sus gluteos. Los empujé apartándolos y miraba su apretado agujero. Le toqué con mis dedos antes de poner mi cara entre sus gluteos abiertos y devorar su agujero tal como mi padre solía comerme el culo.

Después de un tiempo comiéndome su culo, le pregunté: ¿Todavía sientes escozor?.

No mucho, papá. Contestó. Esto me hace sentir mucho mejor.

Bueno, dije, pero pienso que será mejor hacerlo más profundamente, tal vez le de una buena inyección.

Volví a comerle el culo y abrí su prieto agujero con mis dedos que trabajaban en su interior. Con mis labios pegados a su agujero, le puse gran cantidad de saliva en su interior, empujando mis dedos profundamente dentro de él, así hasta que estuvo completamente lleno del resbaladizo líquido.

Mi polla empezaba a manar liquido preseminal. Acerqué la resbaladiza cabeza de mi polla hasta su agujero y la coloqué alli. Con mi pulgar mantuve su agujero abierto y le introducía mi líquido preseminal dentro.

Esto ayuda mucho, le dije

Ronnie puso sus manos detrás de él para sentir lo que yo estaba haciéndole. Sus dedos jugaban con mis huevos y mi polla y luego con su húmedo y resbaladizo agujero. Yo empujé sus dedos dentro de su trasero.

Mira qué resbaladizo y húmedo estás, Ronnie. Esto cuidará de cualquier escozor que tengas. Le dije. Así como jugaba con su agujero y mi rabo, yo me deslicé bajo sus piernas y mamé su dura polla.

Era tan jugosa como la mía. Recordé que humeda estaba mi polla cuando padre jugaba conmigo como ahora.

Siente tu agujero, le dije. Voy a darle una inyección ahora. Ronnie puso sus dedos en su agujero y presionó firmemente mi polla sobre su lubricado agujero, quería que mi hijo sintiera por primera vez la polla de su padre entrar en el.

Ronnie dejó salir un profundo lamento cuando mi polla llenó completamente su trasero. Así cuando estuve totalmente dentro de él me sentía palpitar la polla contra las paredes de su estrecho culo. Estábamos los dos tan excitados que cualquier movimiento daría lugar a que ambos nos corriésemos.

Yo apretaba su polla tanto como yo dejaba mi polla fluir más y más líquido preseminal en su interior. Constantemente yo bombeaba su polla hasta sentí que era como el acero. De repente el expulsó leche super caliente en mi mano. En ese momento saqué mi polla un poco y volví a introducirla de nuevo, así varias veces antes de explotar profundamente dentro de mi hijo.

Ahora yo gemía por tanta delicia. Me desplomé sobre mi hijo, el se envolvió en mis brazos. La mano que me quedaba libre estaba llena de leche, así que se la froté por todo el pecho y el vientre. Su Habitación se llenó de un intenso olor a semen juvenil.

Después de besarle y contarle lo maravilloso que iba a ser estar tan cerca, lentamente me incorporé, abracé a Ronnie desde atrás por la espalda y estuvimos abrazados y besándonos por mucho tiempo.

Finalmente me levanté para salir.

"Gracias, papá", dijo. "Mi trasero no pica más."

"Bueno", le dije. Tu hazme saber cuando necesitas otro tratamiento.
"Yo, papá. Te lo prometo ", dijo Ronnie con una gran sonrisa.

Él acarició mi pene y le dio un beso de buenas noches y luego me fui.



12 comentarios:

  1. mmmmm que rico he practicado lo mismo con variantes pero el incesto es lo maximo

    ResponderEliminar
  2. pues muy linda la historia pero no estoy de acuerdo en q los padres se coman a sus hijos

    ResponderEliminar
  3. yo si me encantari que me hubiera sucedido eso o que un tio me hubiera comido de esa forma, me pica mucho el culo necesito eso de vez en cuando

    ResponderEliminar
  4. me encantaia fuera realiad!

    ResponderEliminar
  5. esta muy bien esa historia entre padre e hijo tanto que me ha puesto caliente ojala hubiese tenido un padre como ese

    ResponderEliminar
  6. me encanta ver a mi padre cuando se baña, y pienso en las cosas que me gustaria que el me hiciera, me hubiese gustado poder mamar su polla y que luego me clavara.

    ResponderEliminar
  7. QUE HISTORIA MAS EXCITANTE! LO QUE NO ME GUSTA PARA NADA ES QUE SEA ENTRE PADRE E HIJO.

    ResponderEliminar
  8. Yo creo que es algo genial, si las dos partes estan de acuerdo y no hay obligación de ningún tipo, para mi hubiese sido extraordinario vivir una experiencia de está naturaleza, sólo en sueños la he tenido. Pero debe ser único!

    ResponderEliminar
  9. Es genial ese relato yo lo hice por dos largos años
    con mi padre ahora solo guardo los videos que isimos
    ya que a el siempre le gusto grabarse cuando me follaba
    para verlos cuando yo mo estaba con el me imagino cuanta
    pajas se habra hecho

    ResponderEliminar
  10. saben lo bonito que se siente cuando por primera vez te meten la verga en el culo,, es algo que no se puede describir,, pero se siente de lo mas rico el sentir que algo humedo y caliente va abriendote l culo sientes como si cagaras para adentro te duele pero no quieres que te la dejen de meter,, a mi me gusta que me cojan y tambien me gusta cojer es tan rico el sabor del semen ,, que yo me hago la paja y me trago mi semen,,

    ResponderEliminar
  11. Respeto los criterios opuestos, pero me parece totalmente anornal; preferiría estar muerto que estar con mi hijo. Puede ser que el relato solo sea una fantasía; sí, eso es, es solo una fantasía!!!

    ResponderEliminar

Vuestros comentarios son bienvenidos¡¡¡